Isco mantiene vivo a Real Madrid que venció a Espanyol de no referéndum
Fútbol EspañolFútbol Internacional

Isco mantiene vivo al Real Madrid que venció al Espanyol del no referéndum

Isco mantiene vivo al Real Madrid que venció al Espanyol del no referéndum

Isco firmó un doblete y salva al real Madrid de alejarse mas del Barca. Foto AFP

Madrid, España. (AGE) – Al fin llegó el primer triunfo del Madrid como local gracias a un gran Isco y aun pobre Espanyol. Los “catalanes” copiaron el libro de jugadas con el que Valencia, Levante y Betis habían pescado en el Bernabéu, equipos que ofrecen ademas mucho mas que esta pobre versión.

Aguantó el arreón inicial con diez minutos en modo tormenta perfecta del Madrid. Pau López demostró que la suplencia de Diego López está justificada y a los 20 segundos ya le había sacado un mano a mano a Isco. Siguió sumando méritos ante Cristiano y Sergio Ramos. Los fantasmas de tropiezos pasados pillaban asiento en el Bernabéu y el Espanyol se fue viniendo arriba.

Pero Isco tenía el día. Y cuando uno tiene magia, sobran todos los trucos. Ni siquiera el cambio táctico de Quique tras el descanso, que puso contra las cuerdas al Madrid, pudo frenar el extraordinario talento del malagueño. Tejió y tejió hasta que intercambió posiciones con Cristiano y definió como lo hacía en la Plaza de las Flores del Arroyo. Punterita y para dentro. 1-0 y cambio de tercio en Chamartín, plagado de banderitas españolas en uno de esos días extraños en los que el fútbol sólo es lo más importante de lo menos importante.

Cristiano sigue sin marcar en LaLiga. Foto EFE

Como no podía ser de otra forma, sesteó el Madrid y el Espanyol se estrelló contra el palo. Gerard Moreno, que necesita demasiadas ocasiones para marcar, tuvo tres claras para batir a Keylor y repartió definiciones. Contra el palo, contra el portero y un pase a Baptistao que acabó salvando Nacho cuando las dudas se asentaban en la grada. Bien el defensa haciendo de Marcelo, como Achraf, que no es Carvajal pero mantuvo el tipo.

Zidane tardó en responder al envite de Quique, que reforzó la medular y descosió al centro del campo del Madrid. Se le vieron las costuras hasta a Casemiro, al que se le ha encendido la luz de la gasolina antes de un parón de selecciones que bien podría evitar. Tarde, pero a tiempo, el francés quitó a Kroos y dio aire con Lucas. Liberó aun más a Isco y así socavó la sublevación ‘perica’.

En un intercambio de golpes de esos en los que el Madrid te pone el caramelo en la boca para luego quitártelo de golpe, llegó el segundo de Isco. Recibió en la frontal y cuando Pau intentó adivinarle el giro de tobillo, se topó con un golpeo de interior ante el que ya no fue capaz de llegar. Dos chispazos de magia bastaron para devolver la alegría al Bernabéu y estirar la leyenda negra del Espanyol en Chamartín. Las buenas intenciones no suelen bastar en ese feudo del que ya se habían expoliado demasiados puntos este curso.

Se quedó en el tintero el golito de Cristiano, que no encuentra en Liga la ferocidad que siente en la Champions. Se vio desesperado por momentos al portugués -que ve a Messi ya con 11-, como a un Asensio que también siente el gusanillo del gol. Hasta Ramos lo busca más de la cuenta. No está acostumbrado el Madrid a quedarse tan corto de goles, pero ahora toca estar así. Y si uno debe estar así, siempre es mejor contar con algo de magia. La que le sobra Isco, suficiente para dejar en nada los trucos tácticos de Quique y su Espanyol.

Share:

Leave a reply